Soy de los que piensan que viajar a Marte con el paso de los años será como coger un autobús de La Sepulvedana a Segovia, bueno quizás me he pasado, pasará seguramente algún siglo para lo anterior, pero el ser humano acabará conociendo Marte. Para no esperar tanto tiempo y poder disfrutar de esta experiencia Astroland, la primera agencia interplanetaria de España, ha creado tras más de dos años de investigación y desarrollo una estación científica espacial donde se reproducen las condiciones hostiles del ambiente de Marte. Ares Station se encuentra en una cueva de Arredondo (Cantabria), totalmente aislada del contacto humano, con una altura de 60 metros y 1,5 kilómetro de largo.

Esta experiencia única tiene una duración completa de 30 días. Si bien la misión en la cueva es de 3 días de duración, se requiere un proceso previo de formación en remoto de tres semanas y otros 3 días de formación física y psicológica en las instalaciones de Astroland. Cada misión tiene una capacidad máxima de 10 personas

Para preparar esta gran aventura, aquellos que superen las entrevistas personales contarán con la ayuda de un mentor en remoto que les pondrá en forma, tanto física como psicológicamente. La parte mental en este tipo de situaciones es muy importante para mantener en control en todo momento. 

Una vez superada esta primera fase, los Astrolanders se trasladan al Astroland Space Center, situado en el Parque Científico y Tecnológico de Cantabria. Durante tres días, los futuros protagonistas de la misión realizan paseos espaciales participando en cursos de espeleología y prácticas de flotabilidad neutra que simulan los estados de ingravidez y reciben formación en planes de emergencia para actuar ante cualquier circunstancia adversa.

Finalizada esta segunda etapa, y totalmente preparados, los elegidos entran en la cueva. En su interior, dispondrán de lo básico para poder subsistir tres días dentro, al tiempo que experimentan y testean cómo sería la vida humana en Marte. Trajes de astronauta, ropa técnica, laboratorios para el cultivo de plantas en condiciones imposibles, cápsulas de vida, comida liofilizada, y un largo etcétera de útiles que harán la vida en la cueva mucho más fácil a nuestros Astrolanders.

El proyecto ha tenido un coste de 2,9 millones de euros, con financiación 100% privada

Hasta el momento cuentan con la colaboración, entre otros, del Gobierno de Cantabria, Ayuntamiento de Santander, EOI, Banco Santander, Universidad de Cádiz, Universidad de Cantabria o la Universidad ESNE, entre otras entidades que colaborarán en las diferentes tareas de investigación enmarcadas en diferentes programas.

David Ceballos CEO y Fundador de Astroland señala: “Invertir en tecnología del espacio es invertir en innovación. Este proyecto nace también con el objetivo de testar tecnologías replicables en la tierra como ya ha ocurrido con otros productos de uso cotidiano derivados de la investigación espacial como el GPS o diferentes tecnologías de aplicación médica”

Desde niño soñaba con los primeros pasos de los humanos hacia Marte, la vida le llevó a vincularse al mundo de la vivienda y toda esta ilusión la orientó a desarrollar cómo sería el hábitat del futuro, más inspiración le surge también de la actividad diaria que trabajaba para la Consejería de Cultura y en concreto de Patrimonio, que por supuesto esto incluye la red de cuevas. Pero el detonante final fue cuando leyó un artículo científico en el que argumentaban que el lugar más compatible con la vida humana fuera de la tierra eran unas grandes cuevas situadas en la superficie de Marte, esto supuso una explosión en su cerebro, que no ha podido frenar hasta hoy en día.

A nivel internacional hay un proyecto promovido por la Nasa que se llama Hi-Seas, que es un aislamiento en una estación similar a la nuestra, situada en el cráter de un volcán de Hawai. Hay otra iniciativa similar en el seno de la ESA y que nuestro Ministro Pedro Duque ha liderado que se llama Pangaea donde centra sus labores de investigación en las cuevas y, que al igual que nuestra Agencia, tiene como objetivo testar las tecnologías y habilidades necesarias para sobrevivir en estos ambientes tan extremos. Pero lo que nos diferencia del resto y que es único a nivel mundial es la oportunidad de vivir esta experiencia a personas que no sean profesionales del sector, esto es lo que ofrecemos desde Astroland, la posibilidad de vivir hoy lo que sentirán los primeros colonos que viajen a Marte en el futuro.

¿Por qué en una cueva (Ares Station)?

Según el consenso científico, cualquier colonia humana permanente en Marte deberá instalarse en los tubos de lava, para protegerse del ambiente hostil marciano, siendo letal para nuestro organismo, la falta de atmósfera nos deja a merced de los rayos cósmicos, las bajas temperaturas, las fuertes tormentas de polvo y la ausencia de agua en estado líquido. Todo esto lo resuelve una estación subterránea, además, los astrobiólogos tienen como sueño encontrar alguna forma de vida en estas cavidades, es por eso que los tubos de lava son los lugares que despiertan más interés científico y de investigación.

Localizar la cueva no ha sido tarea sencilla, los equipos de investigación se reparten las áreas de trabajo por cuadrículas y hemos tenido que hacer mucha espeleología hasta dar con la más adecuada por su morfología, tamaño, acceso y adecuación a nuestro proyecto, pero sin lugar a dudas hemos dado con la más adecuada y espectacular para la actividad que desarrollamos. Cuenta con unos accidentes geográficos perfectos y un tamaño que puede entrar una catedral en su interior sin tocar con las paredes, siendo en su totalidad una muestra de arte natural difícil de igualar.

El precio total de la experiencia es 5.000€ + iva que incluyen 26 días de formación on-line antes de la misión (Astroland Virtual Campus),3 días de formación intensiva en Santander, 4 días (3 noches) dentro de Ares Station (Cueva), 1 última noche (después de haber abandonado Ares Station) en el hotel del Santander, con Cena de gala , photocall y ceremonia de entrega de diplomas.

¿Qué características deberán tener los candidatos para poder ser elegidos?

Deben tener una forma física adecuada al programa que tengan asignado en la misión y hay diferentes niveles, en el proceso de selección se asigna un rol teniendo en cuenta las cualidades y en la fase previa les preparamos tanto física como psicológicamente para acometer el reto.

Al ser esta una experiencia que te cambia la vida, se convertirán en embajadores de Astroland para el resto de sus vidas, les harán muchas preguntas sobre sus experiencias, desde que por que lo hicieron, hasta si ha cambiado su visión de las cosas o incluso su vida.

Si te lo puedes permitir, tienes las ganas y crees que puedes ser el candidato perfecto, Marte te espera en Cantabria.

Alberto del Monte

DLM Magazine

Fotografía: Astroland Interplanetary Agency